top of page

Hoy más que nunca HATIKVAH



Por Barbara Pruski




Mientras dentro del corazón palpite un alma judía, y en dirección a Oriente la mirada se encamine a Sion, no se ha perdido nuestra esperanza.

Este dualismo de sentimientos es lo que venimos sintiendo la mayoría de los judíos del mundo desde el 7 de octubre del 2023.


A pesar del dolor, de la tristeza, de la sensación de impotencia y del horror vivido seguimos viviendo como judíos y sintiendo que "nuestra esperanza sigue intacta"


Porque esta vez logramos entender el por qué cuando en un casamiento judío se rompe la copa para recordar la destrucción del 2do templo de Jerusalém y comprender que en los momentos felices las situaciones tristes también están presentes.


Los judíos de todo el mundo, miramos a Sion.


Miramos todos los días las noticias de Israel. Estamos pendientes de cómo están nuestros amigos nuestras familias nuestros soldados.


Porque a pesar de que tal vez hay miles de personas que no conocemos, son nuestros parientes y nos preocupamos por ellos. Nos une una historia, un presente y un futuro.


Hoy más que nunca dentro de nuestras almas judías, palpitan nuestros corazones, sintiéndonos más unidos que nunca como pueblo.


La esperanza de dos mil años, de ser un pueblo libre en nuestra tierra, en la tierra de Sion y Jerusalén.

Hoy más vigente que nunca, nuestro himno israelí.


Hoy sentimos esa necesidad de ser libres, en nuestra tierra sin tener que dar explicaciones al mundo de por qué tenemos que rescatar a nuestros rehenes en Gaza, después de haber sido secuestrados el 7 de octubre del 2023 y los cuales están siendo tratados como esclavos, o porque nuestro ejército nos defiende a capa y espada de los ataques en el norte y sur de Israel.


Se trata del sentido más básico de humanidad, pero que muchos seres vivientes parecen no haberlo tenido nunca.


Hoy necesitamos ser libres de esta guerra que nosotros no iniciamos, porque si hubiesemos querido una guerra, esto se hubiese terminado el 8 de octubre del 2023.


¿Cuándo fue que volvimos a ser esclavos en Egipto y no nos dimos cuenta?

¿Por qué debemos dar tantas explicaciones al mundo?

¿Es acaso una obligación de un ejército tener que pedir permiso para rescatar a su pueblo?

¿Desde cuándo nuestra esclavitud se traduce en dar tantas explicaciones sobre nuestra defensa?


Mientras los antisemitas, antisionistas, o como quieran autodefinirse, gritan a través de las marchas en las universidades o en las calles de Londres, París, Nueva York, "From de River to the sea" nosotros, el pueblo judío,nuestro himno, nuestras almas, piden paz.


Mientras el resto del mundo con cara cubierta y a través de símbolos y banderas de odio, quieren el exterminio de nuestro pueblo, nosotros seguimos cantando canciones de paz y de esperanza.


Hoy más que nunca Hatikvah.

 

25 visualizaciones1 comentario

1 Comment


Nuestra esperanza y creencia en HaShem es infinita. El dolor que hoy sentimos se convierte en fuerza para luchar hasta la victoria total. AM ISRAEL JAI 🇮🇱

Like
From the Archives: Palestinians Cheer Carnage
The brutal syllogism of this war is a deathtrap for Israel
Israel’s Double-Edged Sword (Part III) - If Not Iron Dome, What?
En El Mediterráneo
Lágrimas de Shabat. Guerra de Fútbol
"One Simple Question" Revisited
Israel’s Double-Edged Sword (Part II). Military Tactic / Media Strategy.
¡¿En serio, marica?!
Why Israel should NOT have a “day after plan” for Gaza
Iron Dome: Israel’s Double-Edged Sword (Part I)
La fuerza de la Unidad: Lecciones de la Parasha Behaloteja
Defiendo al Estado de Israel
comente

Comentarios